Diarrea Aguda [Temas de Guardia]

20/4/15

Diarrea aguda

Dr. Rolando Fuentes Morales

Concepto. Cuadro autolimitado, de duración menor de 3 semanas, caracterizado por la producción de una cantidad de heces fecales superior a lo normal, a menudo con elevado contenido de agua, lo que determina un aumento del número de deposiciones en 24 h.
Clasificación funcional de la diarrea (según la OMS). Los gérmenes enteropatógenos determinan alteraciones funcionales del intestino o fisiológicas del equilibrio de agua y electrólitos que producen diarreas. Según la alteración predominante el proceso diarreico puede clasificarse en 5 categorías:
  1. Osmótica. Permanencia en la luz intestinal de cantidades no usuales de solutos poco absorbibles, con actividad osmótica, que causan retención de volúmenes equivalentes de agua.
  2. Estímulo para la secreción intestinal. En las diarreas toxigénicas se activa el sistema adenilciclasa, lo que provoca un aumento de 3,5 AMP cíclico y 3,5 GMC cíclico, calmodulina o calcio intracelular del enterocito, que aislados o en conjunto intervienen en la fosforilación de la proteína transportadora del cloro acoplado al sodio e inhiben la función al introducir el cloro-sodio en el enterocito, con lo cual se fosforilan las proteínas que regulan la salida del agua y electrólitos en los enterocitos secretores.
  3. Alteraciones del transporte activo intestinal. Al alterarse el transporte de glucosa y sodio se disminuye la absorción intestinal; se asocia al factor osmótico la irritabilidad de la mucosa, con alteraciones de la permeabilidad y/o exudación intestinal.
  4. Alteraciones de la permeabilidad intestinal. En las alteraciones mayores de la permeabilidad del intestino se produce una reducción de absorción normal de sodio, glucosa y agua.
  5. Alteraciones de la motilidad intestinal. Ello determina un período insuficiente de contacto entre el contenido intestinal y la mucosa, lo que determina la disminución del proceso de absorción normal.

Clasificación clínica de la diarrea (según la OMS):

  1. Diarrea simple. Constituye el 90 % de todas las diarreas, se caracteriza por depo-siciones líquidas o semilíquidas sin moco (en el frotis se observa escasa cantidad de leucocitos polimorfonucleares [PMN]), pus, ni sangre y puede acompa?arse de vómitos, anorexia y fiebre baja. Los agentes causales más frecuentemente imbricados son rotavirus, Escherichia coli enterotoxigénica (ECET), enteropatógena (ECEP) y Cryptosporidium sp.
  2. Disentería. Representa el 10 % de todas las diarreas, se caracteriza por deposiciones diarreicas con moco (en frotis se observan abundantes leucocitos PMN) y sangre, se reporta además fiebre alta con síntomas tóxicos y cólicos abdominales intensos con pujos y tenesmos. Los agentes causales más frecuentemente involucrados son Shigella sp y Campylobacter jenjuni, Escherichia coli enteroinvasiva (ECEI), Salmonella no tifoidica y Yersinia enterocolitica.
  3. Diarrea persistente. Del 2 al 4 % de todas las diarreas se caracteriza por la persistencia del cuadro diarreico por 14 días o más tras su comienzo agudo; los agentes causales más frecuentemente hallados son Shigella, Escherichia coli enteropatógena y Giardia lamblia.
  4. Vómitos solamente. Del 1 al 2 % de todos los casos que presentan infección intestinal con poca o ninguna diarrea, se acompa?a generalmente de fiebre baja. La causa más frecuente es el agente de Norwalk (virus de 27 nm), aunque también se han hallado Giardia lamblia y Strongyloides estercoralis.
  5. Diarrea líquida grave. Representa el 1 % de todos los casos, con porcentajes más elevados en áreas de cólera endémico, se caracteriza por deposiciones diarreicas líquidas de gran volumen, aspecto de "agua de arroz", olor a pescado, elevada concentración de sodio (<135 mosm/L) y deshidratación grave. El agente causal es el Vibrio cholerae OL el Tor y la ECET).
Diagnóstico. La tabla 9.1 resume este aspecto.
Tabla 9.1. Resumen clínico y causal de las diarreas
En relación con los aspectos clínicos y terapéuticos, la tabla 9.2 expone un resumen.
Tabla 9.2. Aspectos de interés en la terapéutica de los diferentes gérmenes entero-patógenos
La RTO es la terapéutica de elección en todos los casos; cuando esta no es suficiente para reponer el déficit hidroelectrolítico o la gravedad del caso lo requiera, es necesario la hidratación parenteral de acuerdo con las normas establecidas. Los antiespasmódicos muestran pocos beneficios con serios efectos secundarios (náuseas, vómitos, íleo paralítico y paro cardiorrespiratorio) y pueden empeorar la evolución clínica de las diarreas infecciosas.
Las drogas anisecretorias en estudios clínicos controlados han demostrado un índice terapéutico bajo, eficacia modesta e importantes efectos secundarios. Las absorventes en pruebas clínicas controladas mostraron resultados decepcionantes.

Bibliografía

      Goldginger SE. Estre?imiento. Diarrea y trastornos de la función anorrectal. En: Goldgfinger SE, Harrison (eds). Principios de Medicina Interna. Tomo 1, 1989, 218-21.
    Krejs GJ. Diarrhea. In: Krejs GJ (ed): Cecil. Texbook of Medicine.Philadelphia: WB Saunder, 1988:725--31.
      OPS. Manual de tratamiento de la diarrea. Series PALTEX para ejecutores de programa de salud. No. 13,1987.
Riverón Corteguera RL. Cólera, Shigelosis, Rotavirus. La Habana: Ed. Ciencias Médicas, 1992.
____. Etiología infecciosa de las enfermedades diarreicas agudas. La Habana: Ed. Ciencias Médicas, 1992.

     WHO. Reading on Diarrhoa. Student Manual. Geneva, 1993.

0 comentarios: